Betta Splendens y Guppys - Apareamiento y Nacimiento

Los acuarios me resultan fascinantes ya sean grandes, pequeños, de agua dulce o salada, con abono y plantas naturales o con atrezo plastiquero artificial. A cada uno le saco algo positivo. Es una gozada pararte delante de una tienda de mascotas y ver ese grandote de doscientos litros que tienen como reclamo y piensas: "Algún día lo tendré".- pero mientras tanto tienes que seguir conformándote con crear un ecosistema en tu propio salón de casa de cincuenta litros. Observarlos, limpiarlos, alimentarlos y cuidarlos. Aquí es cuando me hacen gracia los que se autodefinen "animalistas" y la única empatía que han adquirido es la de los perros y gatos, y si me apuras la que se puede ampliar a las especies mamíferas. Entiendo y comparto la aprehensión hacía ciertos animales, pero una gran parte de los "animalistas perristas o gatistas" son incapaces de entender lo que puede llegar a aportarte un hormiguero casero, un Tritón Vientre de Fuego, o cualquier especie viva con la que no puedas interactuar de la misma manera que con un animal de cuatro patas. Un amante de la naturaleza disfruta tanto de la belleza de Husky Siberiano como del respeto que se le debe tener a una Víbora de Russell.

Os dejo una compilación que tuve la suerte de poder observar, el apareamiento de dos Bettas Splenders y a su vez la aparición de un día para otro de media docena de alevines de Guppys. Toda una satisfacción de un cautiverio paciente, cuidadoso y responsable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Instagram